25 octubre 2007

La paranoia del artista

La paranoia(*) de Guillermo Vargas no tiene límites, su ego debe ser tan grande que posiblemente se crea ser el ombligo del mundo, pero su cobardía le supera ambas cosas. El hecho de perseguir, capturar, exponer, humillar y dejar morir a un perro famélico, enfermizo y hambriento lo dice todo de este individuo.

Entre sus confusas intenciones estaba la de homenajear a Natividad Canda, que fue atacado en Cartago (Nicaragua) por unos perros rottweiler. «La gente -subraya Vargas- no se sensibilizó con ese hombre hasta que se lo comieron los perros».

Lo que NO nos dijo Vargas es que Natividad Canda saltó las verjas de las instalaciones de Talleres Romero y el vigilante le soltó los dos rottweiler que tenía como "arma" en su trabajo para ejercer la seguridad y vigilancia de los terrenos.

Los perros hicieron lo que les ordenó su dueño que además los tenía para esto. Pretender satanizar estos dos rottweiler es injusto, los "humanos" los entrenaron para atacar. Al señor Vargas, para vengar la muerte del pobre Canda no se le ocurre nada mejor que torturar a otro perro. ¿ No hubiera sido más correcto que el iluminado artista hubiera perseguido, capturado, atado, torturado y dejar morir de hambre al vigilante que soltando los perros provocó la muerte de Natividad Canda?

Evidentemente esto no era posible, además, este vigilante estaba haciendo su trabajo para cobrar un sueldo y mantener a su familia. Era más fácil capturar a un perro callejero.

Imagínense ustedes por un momento que el vigilante de los Talleres Romero, cuando se percató de que alguien había entrado con la intención de robar, en lugar de soltar los dos rottweiler hubiera disparado con su arma a Natividad Canda.

¿La paranoia del señor Vargas le hubiera dictado que hiciera una exposición con balas y un rifle atado a las paredes de la galería de arte?. Creo que si.




(*) La paranoia es un término psiquiátrico que describe un estado de salud mental caracterizado por la presencia de delirios autorreferentes.

2 comentarios:

  1. Es un miserable. Cualquier ayuda que puedas recibir de mi parte hacemelo saber, ya hemos firmado la petición, aunque este infrahumano se merece mucha más que ser vetado en una bienal de arte, merece la cárcel, o morir atado y de hambre inmolandose por el arte que amoralmente cree realizar.

    no merece palabras la directora de la galería, debería renacer para poder llegar a un estado de conciencia respetable, nada saben de arte quienes no tienen moral ni límites éticos.

    hasta pronto,

    Natalia Guaragna

    ResponderEliminar
  2. Este hombre es un enfermo y si alguien vive en Costa Rica o en Nicaragua, deonde esté, debería ir y hacérselo saber personalmente.

    ResponderEliminar

Los comentarios están moderados. En absoluto esto es una medida de censura. Todos los comentarios serán publicados excepto aquellos que contengan graves insultos, amenazas o que por su redacción sean incomprensibles.
Comentarios incomprensibles como esto "aii x diios! no pueden ser tan crueles! xq hacen esoo ?¿? aasoo piensan que es divertido?"

NO serán publicados.