20 abril 2008

Vargas: psicópata, frío y calculador.



Vargas hizo llegar una grabación, suponemos que es su voz, contestando a las preguntas de una entrevista realizada por Radio Caracol (Colombia).

Como os podeis imaginar, lo que en ella se dice es más de lo mismo. Por lo que respecta a las personas que amamos a los animales y que nada nos importa el debate de si es arte o no maltratar a un perro, lo único importante que ha dicho es que "el perro murió en la obra".

Seguimos solicitando que sea castigado por lo que hizo al perro, independientemente de que muriera o no. Si el perro murió, dejaría a la directora de la Galería Códice, Juanita Bermúdez y a los que no dudaron de su palabra, como Museos del Banco Central de Costa Rica, MADC etc con el "trasero" al aire y especialmente a la señora Bermúdez como una mentirosa.

Lo más probable es que se produzca un aluvión de artículos en todos los blogs del mundo que siguen el caso Vargas, muchos de ellos con noticias poco fiables, pero hay que coger las palabras de este psicópata frío y calculador con "pinzas".

En el lenguaje de este señor decir que "el perro murió en la obra" puede ser una metáfora y mañana, o cualquier otro día, puede salir diciendo que lo que quería decir es que la obra se terminó, por tanto el perro murió en la obra de una forma figurada y que sigue vivo por algún lugar.

Hasta que no haga unas declaraciones claras y concisas tales como afirmar, si procede, que el perro expiró y dejó de existir, no podemos tomar en serio la afirmación que ha hecho.

Si el perro murió o sigue vivo es un debate que interesa más a aquellos que le justifican y perdonan los malos tratos porque el perro se escapó. Si murió solo sería un cargo más (biocidio)contra Vargas, aunque, vistos los pactos de WSPA con su representante el señor Zürcher, le perdonarían igualmente.

Si Vargas es odiado en el mundo entero, no es menos cierto que los efectos colaterales están salpicando, y de qué manera, instituciones como la Galería Códice, lugar donde se perpetraron los malos tratos y el supuesto biocidio con la complicidad de su directora Juanita Bermúdez. Empresarios por el Arte, cuyo presidente es el señor Ronald Zürcher, valedor y protector de Vargas y amigo, cuando menos conocido, del Dr. Oscar Arias, presidente de Costa Rica. Ileana Alvarado, curadora y defensora aférrima de la obra de Vargas. El museo de arte y diseño contemporáneo de Costa Rica (MADC). La señora ministra de cultura, al negarse en prohibir que Vargas represente a su país en Honduras, por unos motivos tan poco consistentes como irrisorios. Mujeres en las Artes, organizadores de la Bienal de Honduras, que al igual que Pilatos se lavan las manos y abren las puertas a un maltratador, y también posible asesino del perro. No quedan exentas las asociaciones WSPA y PETA que han mirado hacia otro lado. Es fácil comprender que con este elenco de personalidades y organizaciones, Vargas tiene las espaldas bien cubiertas.

U R G E , a quien corresponda, que actúe en consecuencia ante unos hechos macabros perpetrados por un psicópata costarricense, que no se parece en nada al perfil de cualquier tico/a pero que les va a representar, quieran o no, "orgulloso y felíz" como dice él, en la bienal de Honduras, si el mismísimo presidente Dr. Oscar Arias no lo impide.

Por la respuesta de la opinión pública mundial a mi petición de boicot, yo si puedo decir que me siento "orgulloso" de que este "artista" sea conocido en el mundo entero como una lacra para la sociedad y un ser violento. No olvidemos que una persona violenta con los animales en algún momento lo será con las personas.

Es un aviso para las autoridades de Costa Rica porque se podría dar la circunstancia de que Guillermo Vargas cometiera algún "perfomance" con un niño, mujer, anciano o minusválido, con un final imprevisible.

Jaime Sancho
www.ea6gk.org

2 comentarios:

  1. Este hecho tenebroso -desde cualquier perspectiva- abre un abanico de temas que preocupan y horrorizan, entre ellos:

    1) La decadencia de una sociedad sin valores que la sustenten, que se demuestra "anestesiada" ante el dolor del otro.

    2) La aceptación de cualquier aberración como arte. Hoy cualquier cosa -desde una escoba apoyada a una pared, o cuatro clavos clavados en el piso, hasta la tortura de un animal o de una persona en vivo- es considerado un "hecho artístico".

    3) La falta de respeto por todos los derechos adquiridos a través de siglos de lucha: los derechos del hombre (¿a quién le importa las torturas de Guantánamo, los crímenes perpetrados en Irak, los genocidios en los Balcanes,las matanzas tribales en África, etc etc etc?); los derechos del niño (¿quién se conmueve con los niños desnutridos de cualquier país del Tercer Mundo, con los trabajadores infantiles forzados que viven en estado de cuasi esclavitud, con los ejércitos miniatura, con los sometidos por pederastas, etc etc etc?, los derechos del animal (todos ellos: perros, gatos, conejos, monos, potros, toros, focas, delfines, ballenas... unos por la piel, otros por la carne, otros por los experimentos de firmas cosméticas o farmaceuticas, otros por simple y llana crueldad).

    No sé si con estos actos lograremos una diferencia, probablemente sea sólo la gotita en el océano de las injusticias; pero igual vale la pena tratar. De otro modo, la vida no tendría absolutamente ningún sentido.

    Agradezco la información y todo el trabajo de investigación y sostén. Te apoyo y celebro tu valor para intentar un cambio para bien.

    Perla Wagner

    ResponderEliminar
  2. Me quedó algo en el tintero...Daré a conocer tu blog a la mayor cantidad de gente posible. El contenido lo vale.

    Éxito en tus iniciativas y esfuerzos.

    Perla Wagner

    ResponderEliminar

Los comentarios están moderados. En absoluto esto es una medida de censura. Todos los comentarios serán publicados excepto aquellos que contengan graves insultos, amenazas o que por su redacción sean incomprensibles.
Comentarios incomprensibles como esto "aii x diios! no pueden ser tan crueles! xq hacen esoo ?¿? aasoo piensan que es divertido?"

NO serán publicados.