02 junio 2011

La represión en Marruecos se cobra la vida de un manifestante


La dura represión que padecen los marroquíes en las manifestaciones que se celebran en todo el país tiene ya otro nombre, Kamal Amari. Es la segunda víctima mortal (otro joven murió en la ciudad de Sefrú en febrero) de la brutal actuación de los antidisturbios. Amari sucumbió tras ser apaleado por las fuerzas de seguridad durante la manifestación del 29 de mayo en Safi, a 350 km al sur de Casablanca.

El joven, de 30 años, falleció hoy por la tarde en el hospital Mohamed V de Safi como consecuencia de los golpes que le propinaron siete miembros de las fuerzas de seguridad, explican desde el Movimiento 20 de Febrero (impulsor de las movilizaciones prodemocráticas) de Rabat.

La víctima no acudió al hospital por miedo a ser detenido y sus heridas se fueron agravando en su casa. Tras empeorar su estado, fue trasladado al hospital "con hemorragia interna, una grave herida en el ojo y contusión en el cerebro", explicaron en el centro al diario digital en árabe Hespress. El ministerio marroquí de Interior confirmó a Efe el fallecimiento de Amari, pero sostuvo que su muerte se debió a un paro cardíaco.

Kamal Amari era licenciado en Química, aunque trabajaba como guardia en el puerto de Safi. A pesar de no pertenecer a ninguna formación política, estuvo vinculado a las actividades organizadas por el Movimiento 20 de Febrero desde su inicio.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Los comentarios están moderados. En absoluto esto es una medida de censura. Todos los comentarios serán publicados excepto aquellos que contengan graves insultos, amenazas o que por su redacción sean incomprensibles.
Comentarios incomprensibles como esto "aii x diios! no pueden ser tan crueles! xq hacen esoo ?¿? aasoo piensan que es divertido?"

NO serán publicados.